6 Consejos para Calmar los Nervios antes de Hablar en Público

6 Consejos para Calmar los Nervios antes de Hablar en Público
5 (100%) 1 vote

Linda necesita hablar con la Junta de Fideicomisarios – ella siente mucho sobre el camino que quieren construir a través de su vecindario y quiere expresar su opinión, pero algo la detiene. ¡Tiene ansiedad de altavoz!

Desafortunadamente, es muy común. Pero cuando te preocupas por un problema, no puedes dejar que el nerviosismo o la ansiedad te impidan involucrarte.

Si usted está en el PTA, se le puede pedir que hable sobre una próxima recaudación de fondos. En la iglesia, se le puede pedir que sea parte del servicio o que enseñe una clase. Aunque usted no se considere un orador público, todos tenemos ocasiones en las que necesitamos hablar y ser escuchados en nuestras comunidades.

6 consejos para calmar tus nervios antes de hablar frente a un grupo

quitar los nervios

eliminar los nervios

Tip #1: Manténgase Hidratado
Hace años, fui a la corte de reclamos menores con un amigo. Tan pronto como empezó a hablar, su lengua se secó y sus labios se volvieron blancos. Era tan incómodo verlo luchar con sus pocas sentencias al juez! Más tarde aprendí que la boca seca, también conocida como boca de algodón, es un signo muy real de ansiedad y la persona que la experimenta está sufriendo. ¿El secreto? Manténgase hidratado. Beba mucha agua antes de hablar. Mantenga su botella de agua con usted en todo momento.

También debes Leer  Porque Salen Las Ojeras En Los Adolescentes

Si estas buscando saber como calmar los nervios este es un tips muy importante que debes tener en cuenta antes de hablar frente a un grupo de personas .

Cuanto más nervioso estoy, más agua necesito.

Tip #2: Ejercicio para mantener la calma
Si sabe cuándo va a hablar en público, planee un buen entrenamiento más temprano durante el día. Incluso un paseo rápido puede ser de gran ayuda. Según los investigadores de la Clínica Mayo, el ejercicio puede aliviar la ansiedad liberando endorfinas que lo hacen sentir mejor. El ejercicio también aumenta la temperatura corporal, lo que puede tener un efecto calmante. Te distrae de tus preocupaciones y te ayuda a sentirte más seguro. Incluso la interacción social de sonreírle a alguien al caminar o saludar a alguien en el gimnasio puede ayudar a calmar la ansiedad.

Tip #3: Pruebe Fotos, Visualización, Risas Justo Antes de Hablar
A veces no nos damos cuenta de que estamos nerviosos hasta que nos toca hablar. Usted puede sentirse calmado y preparado hasta justo antes de que su nombre sea llamado. Si estás fuera de la vista, puedes probar métodos como mirar una foto de bebé, sonreír a lo grande, contarte un chiste o respirar profundamente. Si estás a plena vista, usa tu cerebro para calmarte. Pruebe la visualización o la respiración profunda y discreta. Mantenga una sonrisa en su cara y trate de parecer relajado.

Si va a usar estos métodos, planee con anticipación. Así es como…

También debes Leer  Lista De Alimentos Para Hipertensos y Diabéticos

Cree su escenario de visualización antes de que lo necesite. Imagínate a ti mismo subiendo al podio, sonriendo, dando tranquilamente tu discurso, y luego visualiza el resultado que quieres después, como gente que viene a ofrecerse como voluntario o felicitarte por tu apasionado discurso. Quizás traiga una lista de chistes y algunas fotos que le hagan sonreír con usted.

Tip #4: Haga un cambio para calmarse durante el discurso
¿Alguna vez has tenido un caso de nerviosismo que te ha golpeado justo en medio de un discurso o actuación? Al principio de mi carrera estaba en medio de una presentación, y mi pierna comenzó a temblar. No estoy seguro de lo que parecía al público, pero a mí me pareció violento e incontrolable. No tenía ni idea de qué hacer, así que sufrí por ello.

Este habría sido un buen momento para tomar un par de respiraciones rápidas y profundas, para encontrar un lugar para hacer una pausa, y para asegurarme de que estaba sonriendo. Es mejor tomarse un segundo rápido para reagruparse que dejar que los síntomas se desarrollen. Respire hondo, cambie su posición, concéntrese en mirar a los miembros de la audiencia a los ojos, y si le parece apropiado hacer una pequeña broma que le permita a usted y a la audiencia reír y le quite la atención.

Tip #5: Abraza la Energía
La energía nerviosa no siempre es algo malo. De hecho, la investigación ha demostrado que el buen estrés nos ayuda a enfocarnos y a pensar con más claridad. Hacer que la sangre bombee la arena de tus sentidos agudiza la arena te hace ser más consciente de lo que está pasando a tu alrededor. Use esa energía extra para atraer a su audiencia y mostrar su pasión. Convierta esa energía negativa en energía positiva y su audiencia se sentará y prestará atención. Estarán más ansiosos por interactuar contigo. Si sientes que tienes demasiada energía, a algunas personas les gusta estar en el escenario a propósito. Ten cuidado de no ir y venir como un tigre enjaulado.

También debes Leer  ¿A Que Se Debe El Mal Aliento?

Tip #6: Prepárese
Hasta ahora, todo ha sido sobre calmarse físicamente. Pero si no se prepara para su discurso, terminará estresado y ansioso de antemano. Asegúrate de saber lo que vas a decir. Entonces, practica. Practica tus primeras palabras más que cualquier otra parte para que puedas relajarte y concentrarte en la audiencia en vez de en ti mismo.

Si puedes, encuentra un entrenador con el que practicar (consejo, sugerencia). De lo contrario, un amigo o familiar puede ser su audiencia. Incluso la práctica de la grabación de vídeo y reproducirlo por sí mismo hace la diferencia. No permita que su presentación pública sea la primera vez que ha pronunciado su discurso en voz alta. Para el momento en que lo dé, usted debe estar cómodo con la entrega.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *